Estoy seguro, que igual que para mí, cuando estás en los papeleos de las aseguradoras, te sientes inseguro de si firmar o no el documento que te presentan, por las cosas que se dicen de estas aseguradoras, de los fraudes o estafas, o de si es la póliza que me conviene o no.

Estos ejecutivos, son realmente hábiles, que pueden llegar a agobiarnos, con tanta terminología. ¡Pues no lo permitas! tomate el tiempo necesario para leer con calma el contrato, saber que significa cada cosa y decidir con la cabeza fría si te conviene contratarlos.

Hay muchos factores que tomar en cuenta, una vez que decides tener un seguro. Lo que hace necesario que sepas un poco más sobre estas actividades, sin pretender ser el experto en el tema, pero si saber de qué te hablan estos ejecutivos.

Hay opiniones muy duras sobre estas empresas, considerándolas como la industria más criminales, ya que los incautos consumidores caen preso de estas estafas, que terminan por perder sus carreras, sus negocios, sus familias y hasta sus vidas por el fraude de estas empresas.

El fraude de seguro es delito pero esto parece no causar ni el menor temor, cuando se siguen cometiendo a diestra y siniestra. Es por ello que para el que no maneja tanta información, se documente para no pasar como un incauto cuando le toque realizar este tipo de diligencias.

Cuando hablas de seguridad, no solo estás hablando del tipo de seguridad que logras por medio de un cerrajero ripollet responsable cuando te repara tu puerta, este es otro tipo de seguridad, ante los eventos inoportunos donde te puede pasar algún daño, pero que se pretende resolver con dinero, que has pagado anticipadamente. Aunque ambas no están garantizadas, ni la de los cerrajeros el raval ni la de los seguros, buscan reducir los riesgos.

Los seguros pueden variar, según sea el tipo de riesgo de daños, personales o de responsabilidad civil. Pueden variar por el tipo de asegurado, es distinto según la edad, el sexo, o las condiciones de salud preexistentes, por el número de asegurados, por el tipo de prima y hasta por la situación geográfica que presente.

Hay muchas letras pequeñas, en los contratos de las pólizas de seguros, que debes estar muy atento, sin tomar con ligereza al momento de cerrar un convenio de este tipo. Parecen ser una maquinas de hacer excepciones, claro tratando de evadir fraudes constantes por parte de los beneficiarios.

Cosas que no se cubren por el seguro, por ejemplo si chocas tu auto contra un familiar, esto seguramente se debe una cantidad de casos de fraudes, entrando en las reglas de juego ahora que no son válidos los accidentes entre familiares. Para los que les llegue a pasar esta situación, olvídense de que el seguro les pague, gracias a la mala acción de algunos en intentar cometer delitos, todos pagaran justos por pecadores.

Es un mundo muy activo, altamente desgastante. Pero que sin duda deja muchos dividendos, para seguir en la lucha mano a mano.